La conquista del paraí­so, de Ridley Scott

Voy a atreverme a meter mis manazas en un ámbito en el que nunca he entrado y no es otro que el cine. Me tendrá que perdonar mi querido amigo Fernando Marañón, crí­tico de cine en la cadena SER, por mi intrusismo profesional tan descarado, pero el otro dí­a buscando