Estás aquí
Home > General

La Independencia del Paraguay

La Independencia del Paraguay fue un proceso político en el que la antigua intendencia del Paraguay, perteneciente al virreinato del Río de la Plata, primero se sacudió la soberanía española al derrocar al gobernador Velasco y posteriormente reafirmó su independencia sobre los intentos de sometimiento por parte de Buenos Aires.

Estamos en mayo de 1810, la invasión napoleónica de España hace temblar los cimientos de la Monarquía Española en todas sus poseiones. En Buenos Aires, capital del Virreinato de la Plata, se crea una Junta de Gobierno que derroca al virrey Baltasar Hidalgo de Cisneros. Las primeras acciones de esta junta fueron la de buscar apoyos entre el resto de ciudades e intendencias del virreinato para que aceptasen su autoridad. Casi todas lo hicieron, creándose la Junta Grande en diciembre de 1810, pero Paraguay no quiso unirse, el gobernador de la intendencia, Bernardo de Velasco, rechazó al emisario bonaerense, el coronel José de Espínola y Peña, y trató de arrestarlo, pero logró escapar.

Bernardo de Velasco - Gobernador de Paraguay
Bernardo de Velasco – Gobernador de Paraguay

Ante esta situación Velasco convocó un cabildo abierto el 24 de julio de 1810 en el que se juró lealtad al Consejo de Regencia que representaba a Fernando VII en España y anunció la posible movilización de la población para defenderse de los secesionistas.

Ataques de Buenos Aires

La Junta de Buenos Aires, ante la negativa paraguaya de integrarse en la Junta Mayor Revolucionaria tomó medidas extraordinarias y cortó las comunicaciones con Asunción. Envió un comisionado, el capitán Juan Francisco Arias, a sembrar la discordia y a extender rumores entre la población paraguaya sobre que el gobernador iba a entregar la provincia a los portugueses, algo en lo que tenía razón, pero fracasó regresando a Buenos Aires y notificando que no sería tan fácil derrotar a los paraguayos.

Los porteños, viendo que el asunto se ponía complicado, optaron por la vía militar y organizaron una expedición dirigida por Manuel Belgrano que tras diversos intentos de convencer a los paraguayos de las bondades de estar bajo soberanía bonaerense y la correspondiente negativa cruzó con sus hombres el río Paraná el 18 de diciembre de 1810 iniciándose la guerra civil entre ambos bandos.

Abrazo de Tacuary entre Cavañas y Belgrano
Abrazo de Tacuary entre Cavañas y Belgrano

Batallas de Paraguarí y Tacuray

El primer choque fue la batalla de Paraguarí, en una pequeña población paraguaya,  que se produjo en la madrugada del 19 de enero de 1811. En un principio parecía que los argentinos vencerían por la embestida que realizaron en la parte central del ejército paraguayo, ocupando el cuartel general del gobernador Velasco, que tuvo que huir para no ser apresado, pero la rápida reacción de los capitanes Cavañas y Gamarra atacando por los flancos rodearon al ejército porteño que huyó despavorido.

Los paraguayos, al mando de Fulgencio Yegros, se lanzaron a la persecución del vencido ejército de Belgrano al que lograron rodear en la población de Tacuray en donde tuvo lugar la batalla de Tacuray. Tras 6 horas de enfrentamiento ambas partes decidieron parlamentar y llegar a una capitulación en la que Belgrano aceptó su derrota y fue acompañado hasta cruzar el río Paraná de vuelta a Buenos Aires.

Conspiraciones en Asunción

Parecía que con estos triunfos la situación quedaría normalizada pero dentro de la provincia se detectaron varias conspiraciones para derrocar al gobernador y hacerse con el poder. Para reducir el riesgo de rebeliones Velasco licenció a alguno de los oficiales que mejor se desempeñaron en las batallas precedentes, desmovilizó a gran cantidad de soldados y buscó el apoyo de los portugueses para cubrir estos huecos. Portugal, al ser aliada de Inglaterra, era en ese momento aliada de España, y además la reina Carlota Joaquina reina de Portugal era hermana de Fernando VII.

Estas medidas desactivadoras de posibles aventuras secesionistas no gustaron nada a los criollos y se lanzaron a cortarlas de raiz. El 15 de mayo el capitán Pedro Juan Caballero colocó varios cañones apuntando a la Casa de los Gobernadores  y obligó a Velasco a entregar las llaves de la tesorería del cabildo, todo el armamento que tuviese y que aceptase gobernar de forma conjunta con dos diputados designados por los militares y que fueron el Doctor José Gaspar Rodríguez de Francia y el capitán Juan Valeriano Zeballos.

Independencia del Paraguay

Se convocó una Junta General para el 17 de junio de 1811 en la que se suspendió temporalmente la fidelidad al Consejo de Regencia, pero no a Fernando VII, y se creo una Junta Superior Gubernativa  que organizó el gobierno de Paraguay , todos sus aspectos administrativos y fiscales. También y para dejar claro que la soberanía no dependía de nadie más se declaró la independencia del Paraguay respecto de Buenos Aires a lo que éstos respondieron afirmativamente aceptándola.

El acta de independencia del Paraguay no se firmó hasta un congreso que se reunió el 25 de noviembre de 1842 bajo la presidencia de Carlos Antonio López y fue jurada por las autoridades el 25 de diciembre del mismo año.



Top